Ironman Australia (Port Macquarie, 05/04/2009) Tercera y última parte

29 04 2009

RACE DAY

Finalmente llegó el día y con una pequeña complicación, se adelantaba la hora porque terminaba el horario de verano. Qué día eligieron!!!!

Nota del hotel

Nota del hotel

Si bien nos daba una hora más de sueño, generaba también cierta ansiedad. El hotel había dejado una nota diciendo “No lleguen tarde”. Había entendido bien que el cambio me beneficiaba pero la nota era confusa. Encima me equivoqué al avisar en casa y me terminaron llamando a las 3 de la mañana pensando que me había quedado dormido.

Por suerte dormí bien la noche anterior, esta había sido corta y con sobresaltos, no solo por el cambio horario sino también por la lluvia. Se cayó el cielo a pedazos. Faltaban Noé y el arca. Llovía de a ratos pero cuando ocurría se inundaba todo. Mi pobre bici bajo el agua porque habían prohibido que las tapáramos. En Suiza nos dieron una bolsa especial a cada uno, acá el argumento era que si llovía durante la carrera igual se iban a mojar.

La verdad que primero la amenaza de recorrido alternativo y ahora esta lluvia daban ganas de mandar todo a la mierda. He corrido otros IM con lluvia y te complican pero esta vez varios días de agua nos tenían podridos a todos.

Suerte que estaba del otro lado del mundo porque sino daba para pensarlo (algunos lo hicieron y no corrieron).

Mientras resolvía mi propia estupidez, fui repasando todo lo que tenía que llevar para la bici (comida, bebida, tubos de repuesto, etc.) así como el contenido de las Special Needs (bolsa que te entregan en la mitad de la bici y/o maratón). Ya tenía el chip puesto y para terminar el ritual, faltaba el obligatorio paso por el baño.

Me asomé a la ventana, por suerte había parado de llover pero el cielo seguía cargado. Agarré todo y me fui.

Es gracioso ver como las calles vacías van de a poco poblándose de un peregrinaje formado por personas vestidas de manera graciosa. Parecen esas películas en las que después de una tragedia, la gente empieza a salir de sus casas.

El parque cerrado con mucha agua y barro. Pasé el odiado “Body marking”. Solo me pintaron la letra de mi categoría en el gemelo derecho. Puse las cosas en la bici, pedí prestado un inflador para dejar los tubos listos y ya estaba.

dsc03200

Como buen optimista, me acerqué a una de las carpas para pedir pantalla solar. Ahí me lo encontré a Darren y nos fuimos juntos para la largada. Los pro ya habian salido y a nosotros nos tocaba 6:30.

Por las dudas hice otra escala técnica y me puse el wetsuit.

Camino al agua estaba la familia Morriss, los saludé y seguí. Me llamó la atención que Michellie Jones, una de las favoritas, no corriera. Estaba paradita a un costado saludando a unos amigos.

Nos habían dado las gorras para el agua de acuerdo a nuestro nivel, el tema era que nunca nos habían preguntado cuál era ese nivel. A mí me tocó la amarilla, del montón para atrás. Con lo que cobré la última vez en Canadá, en vez de darme bronca me gustó.

Aclaro para los que no saben que el triatlón es un deporte individual pero en la etapa de natación se transforma en un deporte de contacto muy agresivo. Uno recibe patadas y manotazos bastante fuertes y de todos lados que al no verlos venir, recibís con el cuerpo laxo y en consecuencia duelen mas y te desconcentran.

En el briefing habian pedido por favor que entráramos al agua únicamente por el arco para que al leer el chip la organización pudiera tener la cuenta exacta de cuanta gente estaba en el agua y saber de esa manera cuantos salían después. No queríian dejar a nadie flotando…

El formato del recorrido era bastante particular y justificaba que los pro salieran media hora antes vs. los 15 minutos usuales.

LINK AL RECORRIDO VIRTUAL . Haciendo clic en el botón naranja que dice “Swim Over Course” se puede seguir el trazado (Haciendo clic en las solapas correspondientes, también se puede hacer lo mismo con la bici y la maratón).

Himno australiano, cuenta regresiva y largamos!!!!

Lo hice muy tranquilo principalmente porque en los ultimos IM habia tenido una sensación de falta de aire al promediar el minuto 5 aproximadamente. Me sentía agitado, el traje me apretaba y no podía respirar bien.

Esto me generó dudas y una serie de estudios que por suerte no dieron nada aunque me enteré que tengo un foramen oval de nacimiento, un orificio vinculando los dos lados del cuore (tengo el corazón con agujeritos, jajajaja). Lindo cagaso me pegué cuando lo supe. Pero como dijo el cardiólogo, con lo que vos hacés no te preocupes, ya se hubiese manifestado….

Al saber que no era un tema físico, la solución pasaba por lo psicológico y si es cuestión de cabeza lo podía solucionar.

Efectivamente, me di manija (positiva) y esta vez no tuve problemas. Se ve que el cúmulo de gente y el despelote de la largada caótica me generaba tensión y saltaba por el lado de la falta de aire o agitación. Un tema menos.

Dado lo particular del trazado y sabiendo que había entrenado esta disciplina muy poco , estaba tranquilo ya que cualquier resultado era bueno.

El río era marrón y un poco sucio. Llegué a la primera boya sin mayores inconvenientes pero de ahí en mas empecé a cobrar seguido y por todos lados. Generalmente cuando siento que la brazada de alguien toca mis pies, dejo de patalear unos segundos hasta que me alejo. No recibí el mismo trato…

Fui avanzando y llegue al retome para pegar la vuelta. Una buena era que las boyas quedaban por la derecha que es para donde respiro. No termino de acostumbrarme al nado bilateral.

Me dio la sensacion que había algo de corriente a favor cuando volvíamos porque me pareció llegar mas rápido a la boya que marcaba el comienzo de la segunda vuelta.

Al empezarla pensé que la gente se iba a desperdigar un poco pero no fue así. Tal vez fue el diseño del circuito.

Seguí cobrando y llegando al retome, en uno de los golpes pero pararon el reloj. Por suerte me di cuenta y presioné start enseguida.

La vuelta fue más despejada, traté de ponerme a “rueda” todo lo posible y terminé saliendo del agua en 01:08:48 bastante bien para el casi nulo entrenamiento. Esto abona mi idea que al agua hay que dedicarle bastante poco al volumen y mucho a la técnica.

Embarrada transición en la que me demoré más de la cuenta porque casi no me ayudaron con el traje. Entre sacarme el barro y ponerme las medias de compresión tardé en total 6:06, considerando hasta que me subí a la bici.

Link al chart con el perfil de la bici

El día seguía nublado y veníamos zafado de las lluvias. Los primeros kilómetros transcurren entre la ciudad y la ruta que bordea el mar con vista a las fotos que puse antes.

Ya antes de terminar el primer km teníamos una linda cuestita y así se sucedían durante los primeros 10 km aproximadamente. Las pasé sin problemas y llegamos luego al tramo flat en el que le metí pata ya que estaba ideal.

Me sentía muy bien por lo que mantuve el ritmo sin descuidar la alimentación alternando geles y bananas.

Con buen promedio terminé esta sección y llegué a los últimos km que nuevamente tenían cuestas pero que desconocía ya que el jueves no habíamos llegado tan lejos. En esta sección el asfalto estaba empapado por ser un lugar con mucha vegetación y más cerrado.

Llegué al retome en 56:46. No estaba mal pero tampoco era gran cosa. La vuelta fue más rápida porque había algo de viento a favor que sobretodo se sentía bien en la parte flat en donde pude hacerla mayoritariamente casi a 40.

Terminado esta sección teníamos un aperitivo interante, una cuestita corta pero con alrededor del 9% de inclinación. Siendo la primera vuelta, se hacía no fácil pero sin problema. A continuación seguía otra un poco más suave y con esto ya entrábamos en las rolling hills que nos llevaban nuevamente al inicio. Tardé para estos 30 km 53:12. Fue mi mejor vuelta y por más experiencia que uno tenga, la mente es débil y uno empieza a extrapolar, ” si mantengo termino en tanto”…jajajaj.

La segunda vuelta no tuvo mayores diferencias con la primera salvo una llovizna y la escala para la Special Needs. Quería comer bien y le entré a dar a los sandwich bajo la lluvia.

A lo largo de todo el recorrido pasaban las motos controlando que no hubiera drafting pero evidentemente eran ciegos porque había pelotones a lo pavote y no estoy hablando de un pelotón circunstancial que se puede armar en una trepada o en un retome.

Tardé 59:07 a la ida y 57:53 a la vuelta. El circuito se estaba revelando. Parecía tranquilo y la zona flat te engañaba. Lamentablemente cuando te dabas cuenta ya las gambas estaban golpeadas.

Al iniciar la tercera vuelta sentía las piernas cansadas y con un poco de dolor. Transitando el primer tramo de cuestas sentía cómo iba cayendo el promedio y aunque trataba de levantarlo no llegaba a lo que yo quería.

Ya en el plano el viento apareció con más fuerza. Estuve unos minutos luchando con él hasta que alcancé a un grupete que venía respetando la regla de drafting a raja tabla. Eran 3 ciclistas separados entre sí por unos 8/10 metros.

Hice lo propio y me ayudaron durante unos kilómetros como pacers a mantener al menos un digno (o lastimoso) 30 y monedas de promedio.

Faltando unos km para terminar el flat se empezaron a quedar y los pasé. Ahora venía lo complicado, poca gamba y mucha cuesta.

Para colmo me saltaba el cambio en el penúltimo piñón y tenía que usar el más grande aunque no hiciera falta.

Encaro la primera subida y se me sale la cadena. Qué bronca! No por tener que ponerla sino porque después hay que arrancar en subida.

Venía con un par a quienes pasaba en las subidas y luego se me iban en las bajadas. Al menos me despejaba la cabeza.

Llegué al retome y tuve que parar porque me hacía encima. Habían pedido que no hiciéramos en cualquier lado y que si no quedaba otra que nos metiéramos entre los árboles. Incluyendo esto tardé 1:06.

Estaba perdiendo la ventaja ganada en la primera vuelta.

La vuelta fue un parto menor pero parto al fin. El viento ayudaba algo pero las gambas ya no acompañaban. Hice algo respetable hasta terminar el flat pero me costó bastante la famosa cuesta. Llegué arriba con lo justo y la que venía después también dolió.

Más aún, faltando poco para llegar se me vuelve a salir la cadena en la mitad de otra trepadita interesante. Paciencia, ya casi estás.

Tenía ganas de regalar la bici! Qué circuito jodido!

Cometí un error grave y fue subestimarlo. El gráfico de altimetría no parecía tan duro y cuando lo hice en vivo y en directo tanto como las 10 veces que lo había hecho en el CompuTrainer, si bien había sido duro, se bancaba. Pero claro, esas veces había hecho una sola vuelta. Al hacer 3 te pasaba factura.

Casi terminando veo que Darren ya había pasado por el segundo retome de la maratón. Venía bien.

Terminé este tramo en 01:01 con un total para la bici de 5:53:52.

Tiempo acumulado 7:08.

Ahora venía la gran incógnita. Dolerá el espolón en la maratón? Con la poca gamba que tenía ya ni me importaba.

2 minutos y medio para la transición y salgo al barro de los primeros 30 metros hasta que entramos al asfalto. Eran 3 vueltas de 14 km. El clima estaba ideal y con solcito.

Link al perfil de la maratón.

Mi plan original para toda la carrera era hacer sub-11 horas. Los tiempos todavía daban pero las gambas no. Paso a paso me dije.

A los 2 ó 3 km lo cruzo a Gustavo y tomo el tiempo para ver cuánto me llevaba. Sigo a buen ritmo y aunque se me hace largo por lo monótono del paisaje, llego al primer retome. Toda esta parte era bordeando un lago que era todo igual ya que la calle estaba a 15 metros del agua sin árboles y del otro lado había casas.

Paso por el lugar en donde crucé a Gustavo y me llevaba algo más de 21 minutos. Seguí manteniendo el ritmo. Pasamos por la paralela a la llegada, cruzamos la ciudad siempre bordeando la costa del río. Muchos espectadores.

Escollera y luego bordeando la playa hasta una cuesta mediana que en sus primeros metros era asfalto y luego pasto/barro. La hice trotando suave, ya tendría otras vueltas para caminarla.

A continuacion de esta venía una bajada suave y luego sí una subida bien larga que nos dejaba a unos 200 metros del retome.

Siempre corriendo excepto en los puestos de hidratación que caminaba unos pasos para no tirarme el Gatorade encima .

Llego al retome y faltaban unos 3 km más o menos para terminar la primera vuelta.

Bajada, playa, escollera, entrada a la ciudad o mejor dicho a la peatonal que bordea el río. Me alcanza Chrissie Wellington que venía hecha una tromba y me deja girando. Mucho aliento de la gente y la mina feliz porque estaba ganando. Una divina. Encima quedó 13 en la general. Ganó todos los IM que corrió. Van a tener que hacer una categoría especial ya que le ganó a varios tipos y me refiero a PROs.

Termino la primera vuelta en 01:13, dentro del objetivo. Pero si con poca gamba había hecho esto, la cosa venía difícil para lo que faltaba. Esto es algo que pienso ahora, en el momento le puse garra y seguí sabiendo que me iba a caer un poco.

Volví a cruzarlo a Gustavo, esta vez un poco antes por lo que claramente venía a mejor ritmo que yo o al menos no se estaba cayendo.

Ya en la parte del lago empecé a senti la paliza y tuve que bajar el ritmo un poco. Me propuse no caminar aunque llevara un ritmo lento. Mucho menos parar.

Costó llegar al retome y desde ahí para distraerme empecé a analizar porque estaba tan golpeado. La conclusión fue la que expresé arriba referente a haber subestimado la bici. Ya estaba jugado. Se me alejaba el objetivo primario de hacer todo en sub-11 horas pero todavía no estaba perdido.

Sigo a mi ritmo, me alcanza Darren y se va. Cómo me dolían las gambas!!! Encima me empezaron a doler las rodillas, cosa que nunca me había ocurrido.

Un largo parto porque ni bien bajás el ritmo los km se empiezan a hacer de goma y el tiempo se te escurre como agua entre las manos.

Seguí dándole y llegué de nuevo a la cuesta, esta vez no fue tan fácil subirla.

Sentí que habían alejado el retome pero finalmente lo alcancé. Vamos todavía ya casi tengo la segunda vuelta adentro y solo falta una!!! jajajaja, ni yo me lo creía pero las carreras se terminan sí o sí. La única excepción es un desmayo o un riesgo concreto para la salud.

Terminé la segunda vuelta en una hora 40. Aunque pudiera repetir, el sub-11 se me había ido.

Cómo costó la última vuelta!!! Si la segunda fue larga, esta peor. Pero con paciencia le fui dando, llegué al primer retome con gran satisfacción. Ya estaba en la cuenta regresiva, un poco larga pero regresiva al fin.

Volvía a pasar al lado del arco de llegada escuchando los aplausos y los nombres de los que iban terminando. Qué envidia! A mí todavía me faltaban 7 km…

Se notaba un poco menos de gente. Llegué a la cuesta y fue muy poco lo que corrí. Ni hablar de la segunda que creo que la caminé toda.

Un placer inmenso fue llegar al retome. Faltaban aproximadamente 3 km. Era difícil de estimar porque habían prometido carteles cada 2 Km. y no estaban. Solo había referencias para la última vuelta.

Mi sub-11 había pasado a ser sub-12 pero si no me apuraba no llegaba.

Eternos kilómetros finales pero nadie me iba a quitar la satisfacción de cruzar el arco que va más allá del tiempo.

Paso a paso, metro a metro, fui descontando y finalmente quedaban los 150 metros que me separaban del arco de llegada. Levanté un poco el ritmo pero no demasiado porque había gente adelante, no llegaba a pasarlos y me arruinaban la foto.

11 horas, 48 minutos y 54 segundos después de largar, crucé el arco mientras decían mi nombre. 18 Ironman adentro y contando.

Cansado pero contento.

Cansado pero contento.



Ironman Australia (Port Macquarie, 05/04/2009). Segunda parte.

28 04 2009

Reservé el pasaje con tiempo pero al momento de emitirlo, hizo “fu fu” y terminé viajando via Santiago en vez de directo a Sydney. Casi 40 horas para llegar a destino. El vuelo de Sydney a Port Macquarie estuvo movidito y no me gustó mucho. Había tormenta.

Toda la zona de New South Wales (NSW) estaba sufriendo fuertes lluvias desde hacía unos cuantos días y en varias partes había importantes inundaciones. Se mencionaba la posibilidad de transformar el Ironman en un dua. Un garrón.

Llegué a Port Mac, el cielo estaba nublado y había lloviznas. Ni bien bajé del avión me llamó Darren para pasarme a buscar por el aeropuerto. Un maestro. Se había venido desde Adelaide, dos días manejando.

Me tiró en el hotel y luego del check-in me fui a correr unos 6 km bordeando la costa y por el circuito de la carrera. Pasé por la expo que estaba a un km aprox. del hotel. Seguí el caminito que marcaban los loguitos de Ironman en el suelo. Todo esto bajo una persistente llovizna que se aguantaba hasta ahí nomás, al cruzar algún puente el viento pegaba y daba frío.

A la noche me pasaron a buscar Darren con su hija, su viejo y Andy, un amigo de Bali. Cuando nos presentaba con algún amigo australiano aclaraba los orígenes y los tipos no entendían nada. Lo mío es multicultural decía él.

El jueves me levanté temprano para armar la bici. Había llovido durante la noche pero el día pintaba bien aunque con alguna que otra nube. Después del desayuno fuimos a la expo para ver que había y a registrarnos.

Hastings River

Hastings River

El lugar estaba bastante embarrado y estaba más acorde a una carrera de aventura que a un triatlón.

dsc031561

dsc03160

Paseando por la expo me lo crucé a Keith Fullerton. Reconocí la cara pero dudé de dónde lo tenía. Durante la charla me acordé que en el IM de New Zealand yo venía liquidado y lo vi a él que estaba ahí nomás y le propuse correr juntos para darnos ánimo. Me preguntó que otros IM había corrido después de ese y cuando le conté me dijo:I want your job!!! jajajaja.

dsc03185

Esta vez no corría solo, Shannon su novia debutaba en la distancia.

dsc031691

Almorcé por ahí y dediqué la tarde a pasear un poco y a comprar regalos.

Como podrán ver en las fotos que siguen, el lugar es espectacular:

Bordeamos esta playa en 3 oportunidades durante la maratón

Bordeamos esta playa en 3 oportunidades durante la maratón

La muralla artificial evita que el mar entre con toda su fuerza al río Hastings en donde teníamos que nadar

La muralla artificial evita que el mar entre con toda su fuerza al río Hastings en donde teníamos que nadar

El día estuvo bastante pesado porque asomaba el sol y levantaba toda la humedad.

dsc03178

Volví al hotel y me encontré con Gustavo Perri, el otro argentino que también corría, estaba acompañado por Claudia su mujer y por su beba.
Nos quedamos charlando un rato y después los acompañé a la parada del bondi ya que el hotel de ellos quedada un poco lejos y ningún taxi los llevaba porque no tenían sillita para auto.

Me acosté relativamente temprano, de alguna manera tenía que tratar de recuperar el diferencial de horas aunque sabía que no me daban los días.

El viernes a la mañana me pasa a buscar Darren. Habíamos quedado que de acuerdo al clima nadábamos o rodábamos. Llovió durante la noche por lo que dejé listo el traje de neoprene. Finalmente despejó y la opción fue la bici. Vino acompañado por otro australiano, no recuerdo el nombre pero parece que el tipo volaba.

Darren había corrido el año pasado y tenía claro por donde ir. Hicimos parte del recorrido de la pata hasta el primer retome y de ahí encaramos toda la primera vuelta de la bici.

El circuito debe ser uno de los más lindos que llevo vistos, en gran parte muy parecido al segundo día del Ultraman en donde rodamos por la costa este de la Isla Grande de Hawaii. Bien tropical y húmedo.

Como sabía del CompuTrainer, teníamos unos aproximadamente 10 km de rolling hills, otros 10 Km aprox. flat y luego otra vez subidas y bajadas. Este último tramo no lo hicimos pero sumando la parte del recorrido de la maratón, terminamos haciendo 60 km.

Es la primera vez que hago rodando el circuito previo a una carrera. Alguna otra vez lo hice pero en auto. Había dejado los tubos viejos para cambiarlos después de esta rodada. Yo zafé pero el que pinchó fue Darren y no tenía repuesto. Me estrenó un tubo nuevo……

Acá es en donde entra el factor psicológico. Vengo invicto, en competencia nunca pinché, ni siquiera en el Ultraman y ahora le estaba prestando el tubo nuevo a otra persona.

Volvimos sin sobresaltos (solo un poquito de lluvia durante algunos km), recuperé mi tubo y se lo puse a la rueda de adelante. También cambié la de atrás y me fui a almorzar.

Lista para matar o para matarme...

Lista para matar o para matarme...

Alguna que otra comprita pendiente a la tarde y me fui para la “Carbo loading”. Ni Darren ni Gustavo fueron por lo que estuve más solo que perro malo.

Entrevista a las pro durante la comida

Entrevista a las pro durante la comida

A la cama otra vez. Siempre es importante dormir bien dos noches antes de la carrera porque la noche previa los nervios no te dejan.

Sábado a la mañana me lo encuentro a Gustavo en el briefing. Había llovido bastante durante la noche y era todo un barrial. Por suerte nos despejan la duda y confirman que se hace recorrido completo y no se va a usar el plan de contingencia.

dsc03189

A la tarde entregué la bici y las bolsas. Ya estábamos jugados.

dsc03191



Ironman Australia (Port Macquarie, 05/04/2009). Primera parte.

18 04 2009

El 20 de abril de 2008 corri el IM China y quede destruido. Hice mi peor tiempo pero el desafio estuvo en terminarlo o más aún, en lograr que el cuerpo no me abandone. Caían todos como moscas, hacía muchísimo calor. Volví y empecé la recuperación pero en mayo empecé a sentir una molestia en el talón derecho que se agravó a partir de junio.

Cada vez que entrenaba o competía, el dolor crecía. Sobretodo al enfriarme. Finalmente el diagnóstico indicó espolón calcaneo. Muy complicado su tratamiento y de muy largo plazo. Me recomendaron una cantidad de “curanderos” (osteópatas, quiroprácticos, etc.) pero yo quería que fuera un médico.

Mientras lo buscaba corrí dos IM más, el de Suiza a donde fui con toda la familia y el de Canadá. En ambos fueron un parto los 42 km de maratón.

Finalmente en octubre di con un médico osteópata que aplica una técnica llamada medicina tibetana. Al contrario de lo que pensaba, empezó a tratarme el espolón trabajando sobre mi columna. Como tardé bastante en dar con él y encima seguí castigando al cuerpo, el tratamiento empezó a dar frutos recién hacia fin de año. Fue muy lento y todavía no lo terminé. En noviembre encima me saqué el hombro y fue notable como con esta técnica en 10 días ya estaba nadando. Parecía magia comparado con los 40 días de yeso que me había comido la vez anterior.

De a poco en diciembre empecé correr regularmente y fui aumentando el tiempo en cada salida. Ya estaba encarando el entrenamiento para el IRONMAN AUSTRALIA. Era el último que me quedaba en esta zona.

Imagen de previsualización de YouTube

En 2004 había corrido el de Malasia, en 2005 el de Japón y Western Australia, en 2006 Korea y en 2008 Nueva Zelandia y China.

Por una cosa u otra, no pude seguir el entrenamiento al pie de la letra y lo habré cumplido en un 80%. Mientras tanto via Facebook seguía en contacto con Darren Morriss, australiano, a quien había conocido en el IM China y habíamos corrido casi toda la maratón juntos dándonos ánimo. Darren anda muy fuerte en la bici y me sorprendió en un momento cuando me contó que había cumplido tres semanas durísimas con 30 horas de entrenamiento cada una. Una locura!

En mi mejor momento, entrenando para el Ultraman en 2006, había hecho un pico de 60 horas en un mes. Lo que el comentaba me parecía de otro mundo. Qué envidia!

Venía recuperando estado físico y como parte del entrenamiento corrí el Half de Colonia en febrero. Fui simplemente a dar la vuelta sin tratar de hacer grandes tiempos ya que durante enero no había entrenado natación y no sabía como estaría la pata a ritmo de carrera.

Imagen de previsualización de YouTube Fuente: Atletas.info

Los 1900 m. de natación fueron normales, la bici a ritmo de full distance no half y la pata bien en la primera mitad y con molestias en la segunda. Me fui unos 15 minutos del objetivo planteado para el total de la carrera. La buena era que todavía faltaban 2 meses para Australia.

El tiempo restante me encontró con más trabajo del pensado y por ende menos entrenamiento. Paralelamente el espolón seguía sanando. Por como estaba, había puesto como objetivo hacer un sub-11 horas. Claro que todo iba a depender de la pierna.

Además de los fondos del fin de semana, entre la misma me subía al rodillo en casa. En Canadá había comprado el Computrainer. Qué buena herramienta de entrenamiento!

img_compu_trainer_large

Tiene un programa adicional nuevo, el Real Course Video. En el mismo filman los recorridos de bicicleta sobre una moto y con un GPS le agregan la altimetría, en consecuencia uno entrena simulando el mismo circuito en el que va competir, viendo como es y sufriéndolo. Lo único que le falta es agregarle es el efecto del viento pero están en eso.

Obviamente, el circuito que compré fue el de Australia. Me llamaba la atención porque me costaba mucho llegar a los 30km/h de promedio. No puede ser tan duro! Fui mejorando pero de todas maneras el promedio era bajo.

continua…